Opera en México empresa acusada de tomar datos de Facebook para apoyar a Trump

La compañía británica trabaja en México en convenio con la aplicación Pig.gi, la cual recolecta datos de sus usuarios bajo su consentimiento, a cambio de beneficios.

Cambridge Analytica, empresa de análisis de datos que fue fundamental en la estrategia electoral de Donald Trump,  tiene presencia en México.

Esa empresa es investigada por el Congreso estadounidense, en relación con la posible injerencia rusa en los comicios de 2016.

La firma británica suscribió un convenio en México y Colombia con Pig.gi, una aplicación que recolecta datos de usuarios con su consentimiento, a cambio de beneficios como conexión a Internet, informó el diario El Financiero.

“Pig.gi ha tenido un enorme éxito en México y Colombia. Estamos encantados de asociarnos con la aplicación para que sus socios puedan transmitir el mensaje correcto a las personas correctas en el momento preciso”, dijo Alexander Nix, CEO de Cambridge Analytica.

“Hay una gran oportunidad en este país (México) para encontrar los temas que son importantes para la gente y realmente convencer a la gente de votar”, afirmó Brittany Kaiser, vicepresidenta de desarrollo empresarial, en entrevista con Bloomberg.

De acuerdo con El Financiero, la compañía llegó a México en 2016, pero no tiene registro como proveedor ante el Instituto Nacional Electoral, es decir, se desconoce si trabaja en favor de un candidato.

¿Cerebros en la elección presidencial de México?

En julio de 2017, Arielle Dale Karro, quien en su perfil de LinkedIn se ostentaba como jefa de operaciones en México de Cambridge Analytica, convocó a través de Facebook a personas interesadas en trabajar en campañas electorales en estados como Guanajuato, Morelos, Puebla, Chiapas, Yucatán, Tabasco, Veracruz y Quintana Roo.

En LinkedIn, otra de las vías de comunicación que utilizó para convocar a especialistas en temas electorales, Karro aseguró que la compañía fue el cerebro detrás de los triunfos de Donald Trump y Nelson Mandela.

“Y seremos los cerebros de la elección presidencial en México“, dijo en el chat obtenido por El Financiero.

Según dijo la periodista Dolia Estévez, la única conexión de quien se describía como jefa de operaciones de la firma con la política mexicana es una exposición de artes plásticas en el Senado de la República, en la que fue invitada por el senador panista Ernesto Cordero.

A la corporación británica también se le relaciona con la Mowisat, una empresa con capitales mexicanos e ingleses que, según su modelo de negocios, ofrece internet en zonas marginadas del país con fines altruistas y servicios de banca electrónica para comunidades rurales.

Cambridge Analytica y Mowisat comparten oficinas en Calle Bahía de las Palmas no. 1, en la colonia Verónica Anzures y, en Facebook, la misma Arielle Dale Karro publicó una oferta de trabajo Mowisat.

En la empresa que provee servicios de Internet en zonas rurales aparece Ulises de la Garza Valdés, consejero senior del consejo de administración de la compañía, quien, sin ser militante del PAN, ocupó cargos en el gobierno de Felipe Calderón: primero como oficial mayor del DIF y luego como director general de Patrimonio de la Beneficencia Pública de la Secretaría de Salud hasta 2011.

Cambridge Analytica, contratada por Meade: Villamil

El 16 de enero, el periodista Jenaro Villamil dijo en un análisis publicado por la revista Proceso que informes internos de la campaña del candidato José Antonio Meade señalan que han contratado a Cambridge Analytica para modificar la tendencia favorable de su adversario Andrés Manuel López Obrador.

Cambridge Analytica trabaja en campañas dirigidas, con el análisis del comportamiento de los usuarios en las redes sociales, siendo Facebook su plataforma preferida para operar.

Este viernes 15 de marzo, Facebook anunció la suspensión de la compañía de su plataforma, por haber obtenido de manera indebida la información de 270 mil usuarios a través de aplicaciones de test psicológicos.

En un reportaje difundido este sábado 17, The New York Times documentó que Cambridge Analytica logró obtener información privada de más de 50 millones de perfiles en Estados Unidos, entre la que incluía “likes” en publicaciones, nombre, edad, identidad, identidad de amigos en la red personal y hasta lugar de residencia.

La información fue utilizada para crear perfiles psicográficos individuales de los votantes estadounidenses, con el fin de dirigirles publicidad política personalizada y cambiar su sentido del voto.

Aristegui Noticias