Tras las botargas de Hugo Chávez, ahora infiltrados en acto de AMLO en Veracruz se mofan de la “amnistía”

La primera visita en periodo de campaña de Andrés Manuel López Obrador a esta entidad vio subir la tensión que desde hace días denuncian candidatos de la coalición Juntos Haremos Historia que lo postulan a la Presidencia.

La madrugada de este lunes, un operativo compuesto por policías municipales y del estado detuvo el vehículo que transporta mobiliario para los actos de campaña de dicha coalición, que en la periferia de Córdoba debió instalar su templete y vallas de contención.

 Los hechos ocurrieron alrededor de la una de la mañana, y generaron que en la Calle 8 de la ciudad de Córdoba se concentraran simpatizantes, señaladamente de Morena, que pasaron la noche y el resto del día custodiando la instalación hasta que, por la tarde, arribó al lugar el presidencial López Obrador.

De acuerdo con Cuitláhuac García, candidato a gobernador en la entidad, la acción fue orquestada desde el gobierno del estado, encabezado por Miguel Ángel Yunes Linares, cuyo hijo es candidato a sucederlo.

“Veracruz es el estado de la República donde los papás heredan el cargo a los hijos”, advirtió la candidata al Senado, Rocío Nahle, en alusión al caso Yunes, pero también al de la presidenta municipal de Córdoba, Leticia López Landero, cuya hija es candidata a diputada local, quien se habría prestado a la maniobra para evitar el mitin de López Obrador, de acuerdo a los morenistas.

La acción, continuó Cuitláhuac García, los obligó a cambiar de último minuto la realización de la movilización a otro lugar.

No obstante, en este municipio también hubo seguidores de Morena que se quedó a dormir en la calle, protegiendo las vallas y el templete desmontable.

Los seguidores de López Obrador aguardaron toda la noche la llegada del candidato presidencial tras conocer la advertencia de no dejarlos realizar su acto proselitista.

La gira de López Obrador por Veracruz, planeada para acompañar el arranque de campaña del candidato a gobernador por dicha coalición, inició en Orizaba la tarde de este lunes. Sin embargo, ayer, durante el acto de arranque de campaña, unas botargas con parecido a Hugo Chávez se aparecieron en el evento, provocando un breve forcejeo con simpatizantes de la coalición integrada por Morena, PT y PES.

Al mandatario panista Miguel Ángel Yunes Linares “le salió el cobre del priista”, fustigó García.

Yunes quiere imponer a su hijo, en condición similar a lo que ocurre en Puebla, donde el panista Rafael Moreno Valle quiere imponer a su esposa, Martha Erika Alonso, alertó López Obrador.

“Son la moronga azul”, añadió, al tiempo de considerar que no hay en la historia el caso de un gobernador que quiera heredar el cargo a su hijo, como ocurre con los Yunes en Veracruz.

La tensión se registró también en Orizaba, durante el acto realizado en la plaza Gabilondo Soler, luego de que un grupo de personas se distribuyera entre la concurrencia vistiendo camisetas y portando banderines de Morena.

Sin embargo, llevaban mensajes en los que cuestionaban la propuesta de amnistía del tabasqueño con mensajes como el siguiente:

“Amnistía, tu mejor propuesta AMLO. Los violadores ven la esperanza contigo. Morenas, güeras, flacas te lo agradecen.”

Ese y otros cartelones fueron mostrados también el domingo 29 en el arranque de campaña de García.

De hecho, justo cuando López Obrador reivindicaba su movimiento como pacífico y llamaba a no caer en provocaciones, aparecieron nuevas cartulinas, todas alusivas a la “amnistía”, por hombres y mujeres que llegaron a la primera línea vistiendo en diferentes casos camisetas de Morena.

“Nada de pelearse aquí. El problema es arriba. Somos respetuosos de la libertad. Nunca vamos a ofender la dignidad del pueblo”, dijo mientras las cartulinas aparecían frente al templete.

El presidencial continuará su gira por esta entidad el día de mañana, visitando Zongolica, para luego continuar en Puebla, visitando Ciudad Serdán y San Martín Texmelucan.

PROCESO