Irascible

La reacción tan visceral de la dupla curuleca Juan Iván-Antonia Natividad, ante la decisión de sus compañeros diputados del PAN de sentarlos en el banquillo de los acusados, muestra su grado de desesperación. Saben que su carrera política está truncada. Con todo el apoyo que pudiera darles el líder nacional del PAN, Ricardo Anaya, difícil que puedan levantar cabeza porque tienen tatuada en la frente el sello de la corrupción.

Estos dos legisladores ofuscados por el poder no aceptan que ellos mismos son culpables de su desgracia. La opacidad con que manejaron tanto dinero público fue lo que, finalmente, desbarrancó su carrera política. A Juan Iván no le aprobaron el presupuesto de este año y a su compañera Antonia Natividad la desconocieron como coordinadora de la fracción azul en la cámara de diputados.

Con todas las evidencias de su deshonestidad se ve imposible que puedan resarcir su mala fama y pudieran reencauzar su meteórica carrera política. La dama fue candidata por las dos vías, plurinominal y uninominal. Ganó por mayoría de votos. Juan Iván, entre escándalos judiciales que lo obligaron a cambiar su nombre de Juan Iván por el de simplemente Juan, también parecía tener alineada las estrellas a su favor. Fue diputado en la anterior legislatura y designado, por encima de los méritos partidistas de militantes probados, líder estatal. Es este momento es diputado electo por la misma vía plurinominal. Es decir, sin pasar la prueba de las urnas. Pero no solo eso, dicen sus mismos compañeros, que se agandalló, literalmente, la candidatura. Además, presumía que volvería a ser coordinador de la disminuida bancada azul pero él mismo trazó su infortunio.

Dos causas hicieron abortar sus planes. Primero, sometido a todos los intereses de la alianza PAN-PRD para quedar bien con el perdedor candidato a gobernador José Antonio Estefan Garfias, aceptó traicionar a su partido y avaló algo inédito en política: que el PAN hiciera su candidato al líder estatal del PRD, Carol Altamirano. Era de esperarse que en cuando este oportunista ganara en el distrito local de Salina Cruz, mandara al PAN al diablo. Así lo hizo. Segundo, el gobernador electo Alejandro Murat Hinojosa empujó reformas legislativas para que solo los partidos con un mínimo de 5 diputados, puedan integrar su grupo parlamentario. El PAN, dado el desprestigio de su líder y de su coordinadora de la bancada en el congreso local, solo ganó dos curules por mayoría y las plurinominales que volvieron a adjudicarse Eufrosina y Juan Iván.

La militancia azul, azorada, pregunta ¿Qué no hay otros militantes con méritos para seguir echando mano de cartuchos quemados?

EL TIRANO

Hoy el PAN está en la lona. Cayó del 20 por ciento de los votos que aportaba en cada elección, en las pasadas votaciones apenas se acercó al 9 por ciento.

En muchas ocasiones el consejo estatal le insistió a Juan Iván y a la coordinadora de los diputados, Antonia Natividad, en la renovación de la dirigencia estatal y rendición de cuentas. Desde marzo fue requerido y rechazó la fecha. Fijaron otro plazo el 30 de julio pasado y volvió a burlar a los consejeros. Ambos evadieron la autoridad del consejo estatal, de la comisión de vigilancia y de los militantes por lo que hoy causa risa que Juan Iván invoque la legalidad cuando tantas veces engañó a los órganos de gobierno de su partido. Cae en el ridículo y actúa como auténtico tirano cuando dice que, ante el desconocimiento de su incondicional Antonia Natividad “voy a pedir la intervención de la comisión de orden para expulsar a los diputados que no entienden que presidente del PAN es el único con facultades” para poner o quitar al coordinador de la fracción de los diputados del PAN en el congreso del estado. Me dicen varios militantes panistas que su aún dirigente, lo que quieren mantener no son las facultades sino el dinero a manos llenas que disponía del congreso del estado merced al control que ejerce sobre la diputada Antonia.

HARAKIRI

Dicen que el consejo estatal del PAN desde el año pasado ordenó al presidente del CDE que el 3 de septiembre del 2015 publicara la convocatoria para que la renovación de la directiva fuera el 23 de octubre. Incumplió la orden con la intención de llegar a su curul y autodesignarse “pastor”. Lo que hizo con tal maniobra fue una especie de harakiri.

Pero aún en su condición de casi cadáver político, el dirigente panista dedica ahora su tiempo a denostar a sus colegas legisladores. Fustiga al diputado Luis Enrique Ortega por haber aceptado los cambios “irregulares e ilegales” en la coordinación de la bancada del PAN y presidencia de la Junta de Coordinación Política (Jucopo). Pero no solo eso, la obediencia que manifestaba al gobernador Gabino Cue, de repente se torna en disidencia visceral y lo culpa de haber ordenado el relevo de la coordinación de la fracción azul.

“La separación de poderes es la base de la República, de ahí que es condenable que quien encabeza el Poder Ejecutivo intervenga en el Poder Legislativo, que supone tiene la representatividad de la ciudadanía”, indicó.

 

EL SALTO DEL CHAPULÍN

Así como sucedió con Enrique Rueda el más reciente dirigente formal de la sección 22 del SNTE expulsado y perseguido, hoy la historia se repite.

Las multimillonarias cantidades de dinero que mueven el radicalismo de los grupos magisteriales, vuelven a ser causa y efecto de las purgas entre los capos.

En vísperas del inicio del proceso para la renovación de la dirigencia sindical con el llamado pre congreso, las tribus que mueven al llamado cartel 22, se preparan para otra noche de los cuchillos largos. Tienen la mira a uno de los capos de mayor influencia, Rogelio Vargas Garfias tachado de “traidor”. Unos dicen que por haberse atrevido a anunciar el reinicio de clase este lunes. Eso comentan los ingenuos. La realidad que conocen los que controlan los grupos más beligerantes, es que el dueño de la UTE pactó “por su cuenta y riesgo” apoyo del magisterio para su primo José Antonio Estefan Garfias. Perdió y ahora viene la venganza. En medio de estos síntomas de una purga descomunal en las tripas del cartel 22, el llamado movimiento “democrático magisterial”, está en la fase de su peor desgaste.

Los divide el reparto del dinero que, según comentan en las asambleas estatales, sale a raudales de las arcas del MORENA que a su vez se alimenta el magnate Carlos Slim.

Además de la división interna, los padres de familia ya ven al cartel 22 y sus abusos en el cierre de escuelas, como un cadáver apestado.

El viernes pasado el IEEPO reportó que el 70 por ciento de los maestros se presentaron a clases, mientras el otro 30 equivalente a 24,300 maestros continúan en paro magisterial. Aunque el IEEPO, aún con el cambio de director general, no ha podido retomar el control de la estructura administrativa, el secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer anunció que en Oaxaca serán cesados mil 379 maestros que acumularon más de tres faltas ¿y los demás?